• Redacción

Sin tecnología integrada, se pierden unos dos días de trabajo al mes




Para impulsar el crecimiento de sus negocios y responder a los cambios constantes en los consumidores, de acuerdo con un reciente estudio de SOTI (Link a soti), un 74% de los empresarios invirtieron en tecnologías móviles, wearables y sistemas de IoT (internet de las cosas) en el 2020 y un 80% planea mantener esas inversiones en el transcurso del 2021.


En el escenario local resalta una mayor disposición de los directivos en México hacia este tipo de inversiones teniendo en cuenta que los porcentajes crecen hasta el 76% en las inversiones del 2020 y llegan hasta el 88% en el caso de los planes para los próximos 18 meses.


El reporte “The Mobilizing the Delivery Workforce: State of Mobility in T&L 2021” (La movilidad de la fuerza laboral de las entregas: Estado de la Movilidad en el sector T&L 2021)* consultó a directivos y tomadores de decisiones en Estados Unidos, Canadá, México, Reino Unido, Alemania, Francia, Suecia y Australia, para comprender las tendencias y soluciones que están dinamizando sus organizaciones y el efecto de la pandemia en sus operaciones.


Pérdida de tiempo, un dolor en común


A pesar de esta inversión generalizada en tecnología de las empresas de T&L en 2020 y 2021, la investigación de SOTI indicó que esta inversión no está dando los resultados deseados, y los encuestados sugirieron que la falta de integración con los sistemas existentes está limitando la productividad, creando flujos de trabajo aislados y, en última instancia, provocando que los trabajadores pierda un tiempo valioso en el campo.


Los retrasos debido al tiempo de inactividad de los dispositivos móviles han provocado que un 98% de los empleados de todo el mundo pierdan valiosas horas de trabajo.


Según el reporte, un 70% de los directivos consultados, 64% en el caso de México, señalaron que la reducción del tiempo de inactividad de los dispositivos en campo es una preocupación de alto nivel en sus organizaciones.

Casi un tercio (32%) de los encuestados a nivel global afirmó que la principal causa de ese problema es la falta de soporte técnico para abordar los problemas de tiempo de inactividad de los dispositivos móviles o la falta de aplicaciones de autoservicio que permiten a los conductores diagnosticar y solucionar problemas de los dispositivos de forma independiente mientras están en el camino.


En promedio, las organizaciones están perdiendo 3.3 horas por empleado cada semana laboral al lidiar con dificultades técnicas o del sistema (tiempo de inactividad del dispositivo), con un promedio global de 14 horas perdidas por empleado por mes.


En el plano general, un 10% de los encuestados considera que se pierde menos de 1 hora, mientras que el 72% calcula el tiempo perdido entre 1 y 5 horas. (Vea el detalle en la siguiente tabla)



Estimación de horas perdidas en semana laboral por lidiar con dificultades técnicas o del sistema, que retrasan los envíos

Porcentaje de respuestas de parte de los encuestados

Menos de 1 hora

10%

Entre 1 y 2 horas

33%

Entre 3 y 5 horas

39%

Entre 6 y 8 horas

14%

Más de 8 horas

3%


A nivel de países, en México, se calcula que cada empleado en el sector pierde en promedio unas 11 horas laborales al mes, 3 horas a la semana, tratando de resolver dichos problemas. Mientras que en América del Norte, que incluye los datos de Estados Unidos y Canadá, el promedio de horas perdidas al mes asciende a 16 horas, dos días laborales enteros, y un promedio de 4 horas semanales.



País/Región

Promedio de horas perdidas por cada empleado en una semana laboral regular

Promedio de horas perdidas por empleado por mes en calendario

Global

3

14

Reino Unido

3

15

Alemania

3

15

Suecia

4

15

Francia

3

12

EE.UU.

3

15

Canadá

4

17

México

3

11

Australia

4

15

Europa

3

14

Norte América

4

16


A pesar del panorama, la tendencia muestra que en México hay una mayor confianza en sus sistemas actuales.

Mientras que a nivel global un 47% de las empresas sostuvo que debido a no tener la tecnología más actualizada, sus organizaciones perdieron o corren el riesgo de perder sus clientes frente a sus competidores, esa percepción de riesgo en México fue del 30%.


Así mismo, en materia de obsolescencia, ocurre algo similar. Mientras que un 45% de las organizaciones a nivel internacional considera que su organización posee tecnología obsoleta, en México, se trata de un 38%.


“La pandemia puso de relieve la necesidad de una estrategia de tecnología integrada”, dijo Shash Anand, vicepresidente de estrategia de productos de SOTI. “Si bien estamos viendo una clara inversión en tecnología por parte de las empresas de T&L, no estamos viendo una estrategia cohesiva para la implementación de nueva tecnología para contrarrestar las repercusiones de la pandemia. Es fundamental que los responsables de la toma de decisiones de T&L comprendan que al no tener en cuenta estos factores, sus organizaciones están perdiendo tiempo y dejando dinero y productividad sobre la mesa", señaló.


Planes post-pandemia no pueden depender del papel y el lápiz.


Las presiones en la demanda logística a nivel global también se tradujeron en mayores desafíos operativos y cambios en el sector. Según el reporte, siete de cada diez de los encuestados está explorando nuevas formas en las que pueden manejar las devoluciones de los consumidores (76%) o está trabajando con los minoristas para mejorar el proceso de devoluciones para sus clientes (72%).


En el caso de México, los porcentajes de proactividad aumentan. Un 80% está explorando opciones para mejorar la devoluciones pensando en los consumidores y un 76% está trabajando en conjunto con los retailers.


Sin embargo, una vez que se han realizado las inversiones en tecnología, una causa aún mayor del tiempo de inactividad de los empleados es la falta de integración con los sistemas existentes. Esto crea ineficiencias, lo que a menudo hace que los empleados dependan de procesos basados en papel, que conlleva a más ineficiencias y posibles errores manuales. Los siguientes ejemplos se citaron con mayor frecuencia:

• Un 45% dijo que la información no se comparte y que el personal está actualizando varios sistemas manualmente

• Un 31% dijo que la tecnología heredada no está completamente integrada con los nuevos sistemas

• Un 29% dijo que la información no se comparte en todos los sistemas utilizados


Para Anand, “existe una clara desconexión en la tecnología que las empresas de T&L reconocen que necesitan, y la adopción perfecta en su infraestructura existente”. Así mismo, señaló que "con una plataforma de gestión de IoT y movilidad integrada, las empresas de T&L no solo pueden aumentar la velocidad, sino también minimizar los costos y garantizar la transparencia en el canal de entrega".


¿Qué tecnologías piensan implementar los negocios para responder a las necesidades? Con el aumento de la demanda de entregas y devoluciones en línea, que se espera se mantenga aún cuando acabe la pandemia, un 44% de las empresas planean implementar tecnologías que les permita aumentar la velocidad de sus proceso de entrega. Mientras que un 36%, implementará un análisis y medición de datos avanzados o aplicaciones móviles, en sus procesos.


Otras tecnologías empiezan a ser consideradas, como la planificación para implementar tecnologías manos libres para la lectura de códigos de barras (28%), tecnologías habilitadas por voz (26%) o vehículos autónomos e inteligentes (como los camiones que se unen en tránsito) (25%).


No obstante, los porcentajes muestran una tendencia de adopción mayor cuando se trata de una proyección a cinco años. Siete de cada diez encuestados está de acuerdo con que la tecnología Mobile-first jugará un rol importante en las entregas de última milla para los próximos años. De estos, un 50% cree que esa tecnología aumentará la velocidad del proceso de entregas y un 47% considera que mejorará la visibilidad que tienen los consumidores para rastrear sus paquetes. Del lado de las tecnologías más futuristas, los vehículos autónomos e inteligentes están en las proyecciones de un 38% de los encuestados, seguido por los Wearables (24%) y los drones (20%).

0 vistas0 comentarios
NT_Entregable_Banner.gif
Materiales Negocio Transporte_Mesa de tr